Volver

Alcohol en exceso en la adolescencia, mayor consumo en la adultez

Científicos argentinos identificaron cómo influye la ingesta de este tipo de bebidas sobre mecanismos neurológicos y psicológicos del organismo.

La ingesta de alcohol entre los adolescentes se ha convertido en un serio problema de salud, con consecuencias devastadoras para la sociedad. Accidentes viales, violencia, deserción escolar y un abanico de enfermedades son algunas de las problemáticas vinculadas con este flagelo.

Con el objeto de comprender qué factores conducen al consumo y abuso de esta sustancia, la ciencia se encuentra investigando cada uno de los procesos que intervienen en este fenómeno. En la Argentina, dos de los estudios más recientes en ese sentido son los de Ricardo Pautassi y Angelina Pilatti, científicos del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet).

En su trabajo, Pautassi, investigador adjunto del Conicet en el Instituto de Investigaciones Médicas Mercedes y Martín Ferreyra (INIMEC, IMMF-CONICET-UNC), comprobó que las experiencias con alcohol en la adolescencia, aumentan posteriormente la predisposición al consumo.

Para llevar adelante el estudio, publicado en enero último en la revista “Developmental Psycobiology”, el científico del Conicet realizó una serie de experimentos en los que se administraba alcohol a ratas adolescentes y a ratas adultas y, luego de un período de abstinencia, se les ofrecía alcohol y agua.

Así, Pautassi observó que las más jóvenes elegían consumir alcohol en mayor cantidad que el grupo de control -no manipuladas- y que las mayores.

Si bien se trata de una investigación básica, que utiliza un modelo animal en lugar de experimentar con humanos, los resultados pueden colaborar notablemente con estudios más complejos.

Fenómenos como los relativos al consumo de alcohol responden a un sinnúmero de condicionantes que difícilmente pueden asirse en una sola investigación y aislarse para ser estudiadas en humanos, por este motivo Pautassi explica: “La idea de hacer investigaciones con modelos animales es aportar elementos a una investigación epidemiológica, más larga, compleja y costosa en la cual resulta más difícil aislar factores de confusión”.

Los resultados obtenidos apoyan la idea de que una política pública que intente limitar el acceso al alcohol por parte de los adolescentes está basada en la evidencia. Según sostiene el investigador, “esto es importante ya que hay mayores probabilidades que aquellos con acceso temprano a la droga desarrollen una dependencia, además de problemas asociados, tanto para quien consume como para terceros: accidentes viales, sexo no seguro, golpes, entre otros”.

Respecto de las causas que explicarían por qué los jóvenes expuestos en la adolescencia a ingestas excesivas de alcohol presentarán luego una mayor predisposición a consumir grandes cantidades en la adultez, Pautassi comenta que una de las teorías es que los chicos tienen acceso al alcohol en un momento en el que el cerebro se está remodelando y es probable que la sustancia interfiera en este proceso de cambio. En el laboratorio donde trabaja, se están realizando investigaciones para determinar si esto es verdaderamente así.

PERFILES

Por su parte, Pilatti - becaria postdoctoral del CONICET- en su tesis doctoral en el Laboratorio de Psicología de la Facultad de Psicología de la Universidad Nacional de Córdoba estudió el consumo de alcohol en niños y adolescentes y los factores que lo favorecen.

El trabajo consistió en encuestar a casi 300 niños de ocho a 12 años y 350 adolescentes de entre 13 y 17, de escuelas públicas y privadas. Un año después se volvió a contactarlos para comprobar los cambios que se habían producido.

Lo que se intentaba medir, entre otras cosas, era si ya habían tenido experiencias con el alcohol y cuánto consumían en la actualidad. Además, se buscaba indagar en las expectativas que tienen frente al alcohol, es decir, qué esperan que ocurrirá con el contacto con la sustancia y, finalmente, cuánto creen que beben sus padres y sus pares.

Los factores que se mostraron como los más importantes en cuanto a predecir el consumo de alcohol en la segunda medición fueron: cuánto bebe al inicio del estudio -una vez que comenzaron a tomar es muy poco probable que dejen de hacerlo-; la exposición a modelos de consumo y las expectativas frente al alcohol.

“Por un lado, vimos que entre los 10 y los 12 años es un período crítico en el que ocurren una serie de cambios que los predispone a iniciar el consumo de alcohol. Por otra parte, pudimos observar que aquellos que empezaban antes de los 13 años tienden a consumir más alcohol y otras sustancias ilegales”, comenta Pilatti.

Asimismo, la investigadora precisa que los que tienen mayores índices de consumo, también son más extrovertidos y propensos a buscar nuevas experiencias, por lo que habría ciertos rasgos de personalidad que pueden relacionarse con el fenómeno.

En segundo lugar, las expectativas positivas frente al alcohol, es decir la creencia de que los efectos que tiene el consumo son deseables, favorece este hábito.

En la literatura aparece que los niños pequeños anticipan mayor cantidad de efectos negativos por el consumo de alcohol -como comportamientos agresivos- que en la adolescencia, en la que es asociado con una mayor desinhibición o con la diversión.

MALOS EJEMPLOS

Pilatti halló además una relación entre el consumo de alcohol en la adolescencia y la conducta de los padres de esos niños. Las personas imitan la conducta de otros, los padres y los amigos son las principales influencias. “Medimos el consumo de los pares y los padres, pero no el real, si no la percepción que tienen ya que puede ser más importante cuánto creen que toman que el hecho físico en sí”, asegura la becaria.

Los resultados mostraron, coincidiendo con lo que se propone a nivel teórico, que en los niños la percepción de un mayor consumo de los padres se traduce en un aumento de los índices de consumo en esos pequeños un año después.

En la adolescencia, la imagen de cuánto toman sus pares suele ser de mayor peso. “Muchas veces los adolescentes creen que sus pares beben más de lo que ocurre en realidad. Esto forma parte de lo que se conoce como presión de pares”, agrega Pilatti.

El tercer y último factor que arrojó el trabajo es la modalidad. En el estudio se vio que en los niños el contacto con el alcohol es experimental y se da con poca frecuencia y en bajas cantidades. En tanto, entre los adolescentes estos parámetros aumentan y la bebida comienza a separarse de la exploración para comenzar a convertirse en un fenómeno más habitual. Esto es importante ya que algunas hipótesis plantean que, si además hay otros condicionantes, la primera modalidad conduce a la segunda, elemento que debería tenerse en cuenta al momento de pensar políticas preventivas.

Artículos relacionados:

[X] Cerrar

TERMINOS Y CONDICIONES.

Bienvenido a nuestro sitio web. Nosotros en DoctorVid.com y Los chañares srl agradecemos su interés por nuestro sitio.

Por favor lea este documento detenidamente antes de acceder o usar el sitio. Accediendo o usando el sitio, usted acuerda a los términos y condiciones establecidos en este documento, incluyendo todas las leyes y regulaciones aplicables sobre marcas y patentes. Si usted no esta de acuerdo con estos términos, por favor no utilice el sitio. Los chañares srl se reserva el derecho de modificar o enmendar los términos de este contrato en cualquier momento. Así Usted acuerda, cada vez que acceda al sitio al acuerdo de términos y condiciones vigente.

Este sitio es propiedad y es operado por Los chañares srl, quien posee los derechos nacionales e internacionales de marca. Usted NO podrá usar el material en el sitio web por ningún otro propósito que por el provisto explícitamente en este documento. Cualquier otro uso será considerado una violación de los derechos de propiedad intelectual y/o de marca.

El uso de este sitio esta intencionado para uso personal, usos no-comerciales internos (a menos que alguna licencia específica haya sido emitida). Esta es una licencia revocable, no una transferencia de titularidad. Usted no podrá modificar los materiales o usarlos para ningún propósito comercial, o hacer uso público del material, venta o alquiler.

Usted asume total responsabilidad y riesgo por el uso del sitio y de internet. Los chañares srl provee el material y la información “TAL CUAL” y no hace o expresa o implica ningún tipo garantías, representaciones o promociones en cuanto al sitio. Los chañares srl no será responsable por ningún costo o daño proveniente del uso directo o indirecto del sitio web. Usted entiende que Internet está lleno de material sin editar, alguno de los cuales son de naturaleza sexual y pudiera ofender a algunas personas. Usted accede a este material a su propio riesgo. Los chañares srl no tiene control ni acepta responsabilidad alguna por dichos materiales.

LÍMITE DE RESPONSABILIDAD.

En ningún evento Los chañares srl será responsable por las consecuencias devenidas del uso directo o indirecto del material en el sitio.

Usted acuerda a defender, indemnizar y proteger Los chañares srl sus directores, empleados y agentes de cualquier reclamo o acción legal incluyendo, sin límites, costos legales y contables que pudieran surgir del uso del material que usted pudiera haber violado en el acuerdo de términos y condiciones.

[X] Cerrar

Login Médico - Próximamente disponible

Aquí, los profesionales de la medicina contarán con un espacio de debate e intercambio de información único en su estilo. Así, un médico de cualquier parte del mundo podrá, luego de registrarse, subir material, ya sea un video, un estudio que esta realizando, o un caso que quiere compartir; y cualquier otro profesional, registrado también en el sitio, podrá aportar información o su punto de vista al respecto.